Domingo en el parque Barichara, Santander, Colombia

Domingo en el parque

Jamás comprendió la primavera, hasta que la contempló desde un lejano invierno…


La esquina Parque central de San Gil, Santander, Colombia
La esquina           Parque central de San Gil, Santander, Colombia

      «¿Cómo así? Si a sumercé lo estaré esperando en la meta y con mi trompo bailando en las manos, además». Con un sobresalto, el viejo viajero se reconoció a sí mismo, en ese mismo niño apacible, que le contestaba tan tranquilo y confiado a Danilo. Acto seguido, revivió junto con ellos, ese momento hermoso, durante el cual, los dos se rieron de buena gana y se dieron la mano. 

Las Bancas Parque central de San Gil, Santander, Colombia
Las Bancas           Parque central de San Gil, Santander, Colombia

      «¡Prepárense! Quiero a los cinco finalistas en la raya. ¡Ya vamos a dar la salida, pues…!». Con nostalgia profunda, reconoció esa voz de su pasado, la del Maestro Rafita, siempre el organizador de los juegos. Se encontraba a un lado del grupito señalando la salida. Los cinco participantes se colocaron en la raya, felices de encontrarse en el centro de atención. Extrañado y a la vez fascinado, Magnífico se vio a sí mismo, preparándose para esa carrera sucedida tanto tiempo atrás.

Temprano por la mañana Parque central de Girón, Santander, Colombia
Temprano por la mañana           Parque central de Girón, Santander, Colombia

    Ese día en particular, había comenzado antes de la madruga. Después del desayuno, él y su Apito habían salido caminando al pueblo juntos. Su Amita, se había quedado a terminar unos “pendientes”. Ahora, que lo revivía, Magnífico sonrió pues le quedaba claro que la decoración para la fiesta en a casa, se había hecho tan pronto ellos habían salido.

     Poco antes de las nueve de la mañana, llegó su Amá al parque. Ya se encontraban congregados todos los amigos, las amigas y sus padres, Felices conversaban entre todos, acomodados en las bancas alrededor del centro del parque. El Profesor Rafita también había llegado y conversaba con el Padre Juan. Los ánimos se encontraban exaltados durante esa mañana, pues el padre de Danilo tenía un hermoso caballo que recién había comprado y después de la misa habría una carrera de caballos y el suyo se colocaba como favorito.

Domingo en el parque Barichara, Santander, Colombia
Domingo en el parque           Barichara, Santander, Colombia

 

Los cuentos            En Inglés            Comprar           Facebook

Deja un comentario